02 noviembre 2009

Elemental en Colombia: 69 horas sin dormir

Miércoles, 9 PM

No sé por dónde agarró. Las calles se me confundían, las luces se entremezclaban. Recuerdo que en algún punto los edificios elegantes dieron paso a otros más humildes, que los coches -carros, acá- estaban cada vez más descascarados, despintados.
Entramos en una choza.
En la que estamos.
El olor es agreste, me cachetea las fosas nasales. Nadie habla, todos gritan. En medio de la marea de palabras, La Chica Más Hermosa Que Vi me pregunta si me gusta esto.
Por esto se refiere a la verdadera Bogotá.
Por esto se refiere a la pista donde dos gallos se picotean mientras los billetes vuelan a su alrededor. Vuelan, también, algunas gotitas de sangre.
La miro.
Niego con la cabeza.
-Probemos con otra cosa -dice, y al decirlo me acaricia el brazo.

3 comentarios:

Maggie dijo...

Que habras probado.......

Anónimo dijo...

Ay un poquito de miedo me da.

NN

Elemental dijo...

Maggie, qué pregunta.

NN, ¿sólo un poquito?

Publicar un comentario